febrero 18, 2019

Conoce a Azahara Díaz, finalista de la II edición de GIRA Mujeres

Azahara Díaz, finalista II edición GIRA Mujeres

Diplomada en Relaciones Laborales y máster en prevención de riesgos laborales, trabajó en el departamento de recursos humanos de diversas empresas hasta que con la maternidad se planteó la necesidad de conciliar: “Quería desarrollarme profesionalmente pero que el trabajo no me quitara tanto tiempo con respecto al bebé.”

Así se convirtió en asesora de belleza. Y maquillando clientes se dio cuenta de que había “una carencia” en el mercado de los eventos y empezó a trabajar en su proyecto: Coco Boho Eventos, finalista del programa de Coca-Cola para impulsar el emprendimiento femenino GIRA Mujeres

¿En qué consiste tu proyecto Coco Boho?

Es una empresa de eventos, tanto particulares: cumpleaños, comuniones, despedidas de soltero o un día especial que queramos entre amigos o parejas, como eventos de empresa: team building, motivación…

¿Por qué decidiste lanzar este proyecto?

Principalmente porque me encanta montar eventos. Cuando lo he hecho a nivel personal, me siento satisfecha ayudando a otro a hacerlo, no me pesan las horas buscando proveedores, artículos, ideas…

Aparte, creo que el cliente, cuando busca a quien le organice ese día especial, quiere a alguien que mire por sus intereses, que lo entienda, que haga sus sueños realidad. A mí me encanta escuchar a la gente, proporcionarle ideas. Entonces vi que era un modelo de negocio ideal para mí.

¿Qué crees que puede aportar este proyecto en el entorno donde lo vas a desarrollar?

La diferencia primordial es la personalización. Un pilar básico que quiero potenciar en mi empresa e inculcaría a todas las personas de mi equipo es tratar a las personas como te gustaría que te trataran a ti. Aquí en Sevilla hay muchas empresas de eventos, obviamente. Pero hay muchos packs promocionales que incluyen catálogos de servicios. Y yo me digo “pero vamos a ver, si la novia o el novio no quieren eso, ¿no se pueden hacer otras cosas?” Lo que yo creo que puedo aportar es eso, personalización, cercanía, un tú a tú.

¿Cómo conociste GIRA Mujeres?

Estaba en un momento en que veía que el proyecto no avanzaba. Empecé a buscar programas de emprendimiento por Internet porque pensé que alguien me podía ayudar y vi que había diversos programas. Me llamó mucho la atención GIRA Mujeres de Coca-Cola y fue el primero en el que me inscribí. Me dieron cita, me explicaron y enseguida empecé, fue llamar y empezar el programa

¿Qué te ha aportado GIRA Mujeres?

Lo que me ha aportado sobre todo es mucha seguridad, mucha confianza a la hora de decir esto puede ser realidad. Eso es una de las cosas que más me ha gustado. Y aparte también, centrar cada idea que tú tenías en un punto a la hora de hacer tu proyecto. Tienes muchas ideas en la cabeza, nos mareamos mucho, GIRA me sirvió realmente para encuadrar cada cosa en su sitio.

¿Qué destacarías de tu experiencia en GIRA Mujeres?

El trato, la cercanía con la que te acogen y ya, poder ser finalista, me he quedado anonadada. Tantas felicitaciones, ese apoyo que tú también requieres… Porque claro, yo estoy sola aquí siempre y ese apoyo incondicional me ha encantado. Lo recibí cuando empecé con las primeras clases. Que la chica que nos las dio fue fabulosa y nos ha hecho todo el seguimiento.

De no haber participado en GIRA Mujeres, ¿crees que habrías tenido el impulso necesario para iniciar tu proyecto?

El impulso sí que lo tengo, pero no lo hubiese hecho en tan poco tiempo. El proyecto era una cosa que yo estaba trabajando, que tenía muchas ganas, tengo mucha ilusión. Salir, iba a salir, pero con la experiencia con la que sales de GIRA, obviamente no, porque a mí esto me está aportando muchísimo. Conocer gente de tu mismo entorno, que está haciendo lo mismo que tú, emprendiendo, gente que te ayuda, que te dice “tira por aquí, tira por allí”. Eso es inexplicable, es una oportunidad única.

¿A qué barreras se enfrentan las mujeres para emprender?

Yo en ese tema estoy un poco mosqueadilla, porque no se puede conciliar la vida laboral y familiar. Es casi imposible. O lo haces tú a tu forma y decides trabajar por las noches para tener un poco de tiempo con tus hijos, poder ir a recogerlos al cole… o es completamente imposible. Pero vamos, tanto los hombres como las mujeres. El emprendimiento en general no está potenciado en España, es una cosa que se debería fomentar muchísimo más.

¿Cuál sería tu mensaje para las mujeres que no se atreven a emprender?

Que den el paso, hay que darlo, el miedo siempre se tiene, pero es una experiencia… Lo consigan o no lo consigan, al final, eso te da un poder personal terrorífico. Y si no lo consigues, analiza los errores que has tenido y vuelves a por otro. Hay que intentarlo sí o sí, no queda otra.

¿Animarías a otras mujeres a participar en GIRA Mujeres?

A todas, por supuesto. A veces nosotras nos liamos con un montón de historias que tenemos ajenas a nuestro proyecto y vamos titubeando. Y aquí te sientas, te centras, lo haces y sale. Los límites están muy marcados, o sí o no. El hecho de hacer el proyecto, en la segunda fase del itinerario, te pone tan claras las ideas, te ayuda tanto… Tienes una formación, tienes ayuda por parte de las profesoras. Sola no digo que no se consiga, pero que se tarda mucho más, también.

¿Cómo ves tu futuro más cercano? ¿Qué planes tienes para tu proyecto?

Empezar directamente a crear todo esto que he planeado. Quiero meterme de lleno en este proyecto, que tengo una ilusión terrorífica y muchas ganas de ir a por todas, de salir a conseguirlo todo.

 

Como finalista de la II edición de GIRA Mujeres, Azahara Díaz logró seis meses más de mentoría, ese apoyo y guía que tanto valora para su proyecto. A finales del año pasado dio comienzo la III edición de este programa de emprendimiento femenino, para volver a acompañar a miles de mujeres en su desarrollo personal y profesional.

Etiquetado: