abril 24, 2019

GastroEscuela GIRA Jóvenes: primeras experiencias en Azotea Grupo

GIRA Jóvenes: Experiencia de los participantes en la GastroEscuela

¿Cómo viven GastroEscuela los chicos y chicas que han estrenado este espacio formativo? GastroEscuela GIRA Jóvenes se presentó el pasado marzo como un nuevo concepto de formación y motivación para ayudar a jóvenes que han tenido menos oportunidades de desarrollar su talento para que puedan comenzar una carrera en el sector de la hostelería.

Ahora que ya llevan dos meses trabajando en restaurantes de Azotea Grupo, Allison, Keyla y Luis cuentan sus experiencias en GastroEscuela y por qué decidieron participar en este nuevo proyecto del programa de capacitación profesional GIRA Jóvenes, impulsado por Coca-Cola.

Tanto Keyla como Allison accedieron a GIRA Jóvenes para conocer gente y labrarse un futuro a su llegada a España. Luis, que entró en el programa porque buscaba empleo, acabó haciendo muchos amigos: “He conocido mucha gente y ha sido muy divertido, me enseñaron a relacionarme con las personas.”

“La experiencia laboral te la tienes que trabajar”, afirma Allison. Así lo hizo Keyla, que ha colaborado en diversos eventos gracias a GIRA Jóvenes: “He podido trabajar en el mundo de los eventos, que lo amo, he hecho cursos de animación y producción de eventos, siempre me han tomado en cuenta y las cosas en las que me han incluido me han servido un montón.”

Ella ya conocía el mundo de la hostelería antes de entrar en GastroEscuela: “Había hecho un curso con Cruz Roja como camarera cuando llegué acá, así que tenía más o menos noción del mundo en el que estaba metiéndome”. Para Allison y Luis, en cambio, la hostelería era algo nuevo. Él enseguida se animó ante la perspectiva de trabajar en la cocina de un restaurante: “Me encanta comer y desde pequeño siempre me ha gustado cocinar”. Para ella fue todo un reto: “Al principio tenía un poco de miedo, porque siempre he visto que la gente que trabaja en hostelería es extrovertida y mi problema es la timidez.”

Luis es ayudante de cocina en Azotea del Círculo de Bellas Artes. “Estoy en el cuarto frío, elaboramos platos rápidos y también los postres”. Allison optó por sala precisamente para vencer sus miedos y está trabajando en NuBel, otro de los restaurantes de Azotea Grupo: “Pregunté a mi familia y mi tutora en GIRA Jóvenes y me dijeron que sala sería mejor para superar mi timidez. Los primeros días estaban muy nerviosa, pero mis compañeros me hicieron sentirme más cómoda, más en confianza. Entre todos me han ayudado, me han enseñado y ahora puedo decir que me defiendo, dentro y fuera de la barra.”

Keyla también trabaja en sala, en Azotea del Círculo. “El trabajo me gusta”, explica, “tengo trato con el cliente, hablo, me expreso, camino, me río… es un combo muy chévere, aquí todos me ayudan, me enseñan cada día algo nuevo”.

“Me encanta estar aquí”, cuenta Luis, “en el poco tiempo que estoy me llevo muy bien con mis compañeros, ellos me enseñan todo y se aprende con facilidad con su ayuda”. Keyla reconoce haber aprendido mucho, “tanto en el ámbito personal como en el laboral. Por lo general, suelo reír mucho, soy muy feliz, pero en el trabajo donde estoy se requiere mucho más y he reforzado esa parte en mí”.

“Familia” es la palabra que más se repite cuando se refieren al equipo de Azotea Grupo. “Pensaba que iba a estar incomoda en el trabajo”, recuerda Allison, “pero entré y todo era distinto: el lugar donde trabajo es súper bonito, mis compañeros son súper amables, notan que tengo ganas de aprender y se toman la molestia de enseñarme”.

“Lo que más me ha sorprendido es cómo se tratan entre los compañeros, es como si fuera una familia”, reconoce Luis. “Yo no me imaginaba que el grupo iba a ser tan acogedor, ha sido muy fácil, todos han sido muy amables, somos una gran familia. Pensaba que sería un poco más difícil adaptarme y me ha costado menos de lo que creía, eso me ha sorprendido; bueno, y también que la gente me conoce, ‘Te he visto en Azotea’, me dicen, y eso es bonito”, concluye Keyla.

Etiquetado: